Escuelas públicas usarán herramienta para bajar los índices de bullying y ciberacoso

Escuelas públicas usarán herramienta para bajar los índices de bullying y ciberacoso


La violencia y el acoso escolar es un fenómeno que sigue presente en las aulas en todo el mundo, y problemáticas como el ‘bullying’, el ciberacoso, la violencia física y psicológica, las humillaciones, las burlas, entre otros tipos de violencia, son actos que no son desconocidos para la mayoría de niños y adolescentes.

Lo anterior genera preocupación en padres, educadores y directivos de las instituciones, ya que incluso puede llegar a dejar traumas en la vida de los menores de edad e impactos negativos para su educación, salud mental y bienestar.

Lo anterior, si se tiene en cuenta que el último estudio de la Unesco, publicado en el Foro Mundial sobre la Educación en 2019, reveló que 1 de cada 3 estudiantes (32%) había sido víctima de acoso por parte de sus compañeros un mes antes de dicha encuesta.

Para ese mismo año, según datos del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), más del 20 % de los adolescentes de todo el mundo sufría trastornos mentales; el suicidio era la segunda causa de muerte entre los jóvenes de 15 a 19 años y alrededor del 15 % de los adolescentes de países de ingresos medios y bajos se había planteado lesionarse a sí mismo.

A medida que han pasado los años, este tipo de violencias no han mermado y, hechos como la pandemia de la covid-19 y la reapertura de las instituciones en el 2021, promovieron su aumento.

Por tal motivo, en Colombia se llevará a cabo un programa llamado ‘Primed, desarrollado por la EdTech, Coschool’, en alianza con el director del Center for Character and Citizenship de la Universidad de Missouri, Marvin Berkowitz, que tiene como objetivo subir los índices de paz en los colegios públicos y promover un entorno menos violento entre los estudiantes.

De acuerdo con el CEO de la organización, Henry May, este es un modelo de transformación de la cultura institucional a través de una serie de prácticas que se realizan con base en seis principios de diseño fundamentales: P de priorización; R de relaciones; I de interiorización y motivación intrínseca; M de modelación; E de empoderamiento y la D es de Desarrollo de Pedagogía; con los que se busca promover el desarrollo socioemocional y ético.

“Este proyecto tuvo una prueba piloto en el 2019 con ocho colegios privados de Bogotá, Medellín y Barranquilla”, con una financiación de US$233.000, aunque ahora la intención es implementarlo en hasta 30 colegios públicos de diferentes regiones de Colombia, pensando en contextos más difíciles para luego medir el impacto del proyecto después de un año.

Vale la pena recordar que la más reciente investigación de Ceinfes reveló que entre más del 70 % de 1.350 menores de edad entre los 12 y 17 años durante los meses de abril y mayo de 2022, señaló sentirse poco feliz o deprimido en las últimas semanas debido a las preocupaciones que los rodean.



Tomado de Revista Semana

Etiquetas:
Deja tu comentario
Comentario
Nombre
Correo electrónico